domingo, 11 de julio de 2010

#12 – Santa Intromisión

LibreDeAlbedrio #012 - Santa Intromisión

¡Mi maquina del tiempo funciona! Me trajo a la edad media, donde la iglesia católica gobernaba y utilizaba el nombre de Dios para llevar a cabo atroces enfrentamientos entre las personas… Un momento, este calendario dice 2010, así que, aun sigo en el siglo XXI. Preste atención estimado lector, porque puede ser que usted también se confunda, al ver en las tapas de los diarios, titulares que muestran hombres de túnica convocando a una guerra santa.

Seguro que tienen una muy buena razón para hacer este tipo de declaraciones, sigamos leyendo… Parece que el asunto de todo es que los homosexuales quieren contraer matrimonio para tener el mismo derecho a la familia que el resto del pueblo, en un país en el cual siempre hemos alentado esta conducta. Entonces ¿A que se opone tanto la iglesia?

Bueno, hagamos una pequeña lista de cosas que esta religión quiere y no quiere:

  • Que los homosexuales no se casen. Así que los religiosos pueden seguir abusando de menores siempre y cuando no contraigan matrimonio.
  • Que no se casen ante el estado. Pero eso tampoco lo quieren para todos los que no son católicos, así que si no pensás como ellos no tenés ningún derecho a los beneficios que brinda el estado.
  • Que dos personas del mismo sexo no pueden adoptar. Y obvio, siempre es mejor que los huérfanos se mueran de hambre en las calles o sean violados en el confesionario.

Podríamos seguir con la lista por un buen pedazo, pero no quiero aburrirlo con deducciones que usted puede sacar claramente por si mismo. En conclusión voy citar una frase que leí por ahí en la que decía

Los homosexuales no van a traer al mundo hijos indeseados

La cual me parece más que acertada, en un matrimonio homosexual no habrá más que hijos queridos, con unos padres que hicieron frente a los más oscuros y retrogradas seres que habitan este planeta, arriesgándose a quien sabe que consecuencias. Es de este modo que si “Queremos mamá y papá” debemos dejar que los niños encuentren una familia que los quiera a ellos como se merecen.

No hay comentarios:

Publicar un comentario